BUSCAR

3 may. 2017

MANIFIESTO, de Celia Inés López Miranda


ESTAS ALAS QUE NO SE ENTIENDEN CON EL VIENTO
Celia Inés, una gran poeta de Villa Dolores
                                             OSVALDO GUEVARA
NO SERÁ PERDONADA LA OSADÍA DEL VUELO
NO SERÁ COMPRENDIDA.
NO SERÁ PERDONADA  LA MUJER QUE ELEVE
SUS PIES HASTA EL PUNTO
DONDE EL OCASO SE VUELVA AMANECER
DEL OTRO LADO DEL MUNDO.
NO SERÁ.
PORQUE  ES DIFÍCIL ENTENDERSE 
CON LA GENTE CON ALAS.
ELLAS ESTORBAN CUANDO  A UNO LE OFRECEN
SILLAS Y   BUTACAS
SÓLO ESTÁN CÓMODAS EN LOS BANCOS DE PLAZA
O AL BORDE DE LA CORNISA DEL MÁS ALTO
EDIFICIO
O EN LA COLINACAPITAL ,



ATALAYA DEL VALLE.

PARA QUE UNA MUJER NO TENGA ALAS
HAY QUE COMETER EL DESATINO
DE ARRÁNCARSELAS.
HAY QUE MATAR  LA LUZ   
DE SU PUPILA
Y ASESINAR  EL CANTO
CON QUE DUERME A SUS HIJOS  Y
ELIMINAR  EL GRITO
CON EL QUE CLAMA
PARA PEDIR JUSTICIA.
NO SERÁ PERDONADA LA MUJER QUE TENGA ALAS
NO SERÁ.
PORQUE HAY QUE ANIMARSE A IR CON ELLA
EN CAÍDA LIBRE.
HAY QUE ENTREGAR  EL AIRE,
LOS PULMONES , LAS TERRESTRES PIERNAS
DEL TEMOR Y LA DUDA .
ESTAS ALAS QUE TENGO
ME PESAN,
ME HAN QUEBRADO LA ESPALDA
EN LA SOLEDAD PROFUNDA
DONDE SUELO
QUEDARME DETENIDA,
MIS ALAS
SON EL ÚNICO SUSTENTO

PARA SEGUIR ESTANDO VIVA.

Que lo disfruten,
Carmen

No hay comentarios: